Puntos de Vista

warning: Creating default object from empty value in /home1/navegooc/public_html/ler2o1o/modules/taxonomy/taxonomy.module on line 1364.

La Guerra No Convencional y las actividades, ¿de información? (por Abel Suárez Perdomo)

ciberguerra1.jpg

En el último lustro, caracterizado por protestas, guerras, caídas de gobiernos e injerencias, se ha visto el importante papel que en todos estos eventos han desempeñado los medios de comunicación, el llamado cuarto poder.

También es una realidad que esta importancia no hubiera sido alcanzada de no ser por el alto grado de desarrollo que en el mundo tienen las tecnologías de la informática y las comunicaciones. Sin embargo, existen otras justificaciones para tal preponderancia que 20 años atrás hubieran sido impensables.

Pues bien, el rol de los medios de comunicación está en el corazón de la llamada Guerra No Convencional, entre otras razones, por su papel movilizativo y de manipulación de la realidad. Por supuesto, los manuales de las Fuerzas Armadas de EE.UU. dedicados a esta guerra también tienen su espacio para explicar cómo utilizar a su favor los medios.

El bloque del orden ya tiene sus partidos: del PC a la UDI(Pedro Santander)

acuerdo.JPG

No obstante la abrumadora falta de credibilidad y el escaso atractivo que los partidos tienen hoy ante la ciudadanía, vale la pena detenerse un minuto en la “Declaración Conjunta sobre Probidad y Transparencia” firmada pocos días atrás por los principales partidos políticos chilenos.

Chile:La podredumbre de las elites (TALM- La Florida)

CONGRESO.JPG

El sistema político chileno hace agua por todos lados, ha tocado fondo. Los negociados, la corrupción y la indecencia de los dirigentes políticos y empresariales,la falta de escrúpulos de algunos altos miembros de la iglesia y otras autoridades, cada día que pasa nos causan más indignación.
El caso PENTA, donde en forma desvergonzada, adinerados políticos de la UDI acudían a mendigar aportes ilegales para sus fastuosas campañas políticas, superó lo inimaginable.Debemos exigir la destitución de todos los parlamentarios que fueron elegidos gracias a dineros ilegalmente conseguidos.
El caso SOQUIMICH (SQM) otra caja de pandora, en que la presión de las redes sociales obligó al Servicio de Impuestos Internos a querellarse y abrió la posibilidad de que la Fiscalía pueda investigar otros casos de aportes ilegales, esta vez de políticos de la Concertación, que por un lado criticaban a Pinochet, pero corrían a pedirle dinero a su ex yerno para sus campañas.
También tenemos el caso CAVAL, en donde los chanchullos llegaron hasta las puertas de La Moneda, los protagonistas esta vez son el hijo y la nuera de la Presidenta Bachelet, quienes a todas luces haciendo uso de su condición de parientes y teniendo uno de ellos un alto cargo en el gobierno, usaron influencias ilegales, para hacer jugosos negocios que terminaron involucrando a la presidenta.
Eso nos permite afirmar, que no hay hoy en Chile ningún organismo de la institucionalidad, que esté al margen de la posibilidad de escándalos que tengan que ver con platas, o de situaciones ilegales.
La solución? La solución está en que nosotros los ciudadanos de este país, digamos basta y exijamos una Asamblea Constituyente, que permita hacer una nueva Constitución, que envíe al tarro de la basura la actual, impuesta por Pinochet. Necesitamos una Constitución elaborada por el conjunto de la sociedad civil, que recoja las más sentidas aspiraciones de la gente, una constitución hecha por todos, por el pueblo y para el pueblo.
Si en otros países del mundo lo han hecho, porque no lo hacemos también nosotros aquí en Chile?
El Movimiento Todos a La Moneda- La Florida, les invita a ORGANIZARSE en sus barrios, lugares de trabajo, colegios, en torno a sus problemas más sentidos y tener confianza en sus propios medios, para que todos juntos podamos cambiar esta situación que ya no da para más.
Vamos que se puede!!! Vamos al futuro, con esperanza y alegría!!!
TALM-LA FLORIDA
Para leer Boletín TALM marzo-abril 2015 hacer clik en título

Descargar documento (PDF): Boletín TALM La Florida marzo-abril 2015

¡Están robando en Codelco! ( Julián Alcayaga O.)

alcayaga.jpg

Julián Alcayaga O. Economista ONG Chile-Cobre
En octubre de 2013 publicamos una columna titulada “¿Están robando en Codelco?”, como una pregunta, como una interrogación, al analizar los resultados del primer semestre de 2013. Ahora, al analizar los resultados de Codelco para el año 2014 –resultados presentados el 27 de marzo por su Presidente Ejecutivo Sr. Nelson Pizarro– ya no es una interrogante sino una afirmación-denuncia entre signos de exclamación: ¡Están robando en Codelco!
Los pésimos resultados de Codelco los veníamos pronosticando desde abril del año 2010, desde que las trasnacionales mineras se apoderaron de la administración de la Corporación, –bajo la presidencia de Sebastián Piñera–, al asumir Diego Hernández la Presidencia Ejecutiva, Thomas Keller la Vicepresidencia de Finanzas, y una serie de otros ejecutivos y miembros del Directorio que venían directamente de mineras extranjeras y principalmente de Anglo American.

Otra más: la no renovación del académico Padre Costadoat (Benito Baranda)

Baranda.jpg

El Gran Canciller de la Pontificia Universidad Católica de Chile, Ricardo Ezzati, ha castigado a un académico de la Facultad de Teología sin dar a conocer algún argumento de peso que lo llevara a tomar esta decisión, causando con ello un nuevo golpe a nuestra alicaída Iglesia católica y a su imagen de pastor. Las razones esgrimidas en su carta son infantiles, podría decirse escolares, y no propias de una de las casas de estudios más importantes del continente. Con ello desprestigia la labor docente, va en contra del espíritu que anima a la universidad y ofende gravemente la tarea teológica. Es más, la gravedad de lo ocurrido entorpece el esfuerzo de la Universidad por construirse públicamente, pone a los académicos en una grave posición de adhesión doctrinal, coarta su libertad de enseñanza e impone a los estudiosos de las ciencias teológicas un yugo asfixiante.
inCompartir1

Qué es y como se formó la casta política en Chile ( Roberto Avila Toledo)

camara_de_diputados.jpg

Todo proyecto político produce un grupo dirigencial, una clase política si queremos usar el argot del italiano Gaetano Mosca. Cuando el proceso político que esta encabeza se agota y comienza su declive histórico uno de los síntomas es su mutación en Casta.

En Chile hay una casta política. La cuarta república está agotada.

La dictadura militar desató el terrorismo de estado para someter a la izquierda, los sectores progresistas y los movimientos sociales. Su proyecto político era una democracia tutelada por los militares que diera protección y viabilidad al modelo económico neoliberal.

Los militares robaron bastante al erario nacional, actuaron delictualmente en busca de dinero como en el caso de la Cutufa, los fraudes al IVA de Manuel Contreras, el propio Pinochet dejó una fortuna inexplicable desde el punto de vista del ahorro y el trabajo. Con todo, no se apropiaron personalmente de la estructura económica.

Agenda Laboral: no es lugar para la mayoría ( José Luis Ugarte)

95f9c43f28a2e7f535179291f3e4c4a6_64x64.jpg

José Luis Ugarte
Profesor de Derecho Laboral Universidad Diego Portales
http://www.udp.cl/derecho
¿Qué diríamos de una reforma al sistema educacional que no mejorara la situación de más de la mitad de los estudiantes? ¿O de una reforma a la salud que dejara afuera a la mayoría absoluta de los chilenos?
inCompartir

Obvio. Que no se trata de reforma alguna. O al menos de una que valga la pena ser llamada como tal.

Y eso es, precisamente, lo que ocurre con la reforma laboral propuesta por el Gobierno.

No hay aquí nada que se parezca a una reforma como las que este Gobierno ha comprometido llevar adelante. A diferencia de la reforma a la educación, que en algún sentido intenta un cambio que desafía el paradigma neoliberal en el área, el proyecto propuesto en materia de trabajo supone todo lo contrario: la consolidación definitiva del Plan laboral de la dictadura.

La tragedia de Valparaíso causas profundas y reacción ciudadana. (Sergio Grez Toso)

grez.jpg

Sergio Grez Toso
Historiador, académico de la Universidad de Chile.

El gigantesco incendio del sábado 12 de abril de 2014 que arrasó barrios enteros en algunos de los cerros más pobres de Valparaíso y, sobre todo, sus terribles consecuencias para la población más desvalida, tiene como causas estructurales la pobreza, la gigantesca desigualdad social imperante en Chile, el capitalismo dependiente, el modelo neoliberal y el desinterés real de quienes han gobernado el país durante las últimas cuatro décadas por disminuir la desigualdad social y por adoptar medidas eficaces que reviertan la profunda decadencia en que se encuentra el otrora principal puerto del país.
Para leer PDF hacer clik en título

Descargar documento (PDF): La tragedia de Valparaíso Sergio Grez

Golpe de Estado en Venezuela y su impacto en la política chilena (por Fernando Duque)

ledezma_550.jpg

Antonio Ledezma,-en la foto- alcalde de Caracas y un importante líder derechista, el viernes pasado fue impugnado por golpista y recluido en una prisión militar. En una previa y multitudinaria manifestación, señaló que el gobierno de Venezuela era una dictadura que estaba arruinando al país y creando una enorme crisis humanitaria. La población no tenía medicinas y que la gente se moría por falta de medicamentos. No hay comida y los mercados están vacíos de bienes esenciales y básicos para normal vida humana. En vista de esta situación, era legítimo y justificable derrocar al actual gobierno. El pueblo debía organizarse mejor, continuar con las manifestaciones masivas y así, eventualmente acabar con la actual pesadilla que afecta al país. Esta visión de la situación venezolana es compartida por otros líderes de derecha importantes tales como Leopoldo López, Corina Collados y Jesús Torrealba.

Nada de que extrañarse, realmente (porJuan Pablo Cárdenas)

juan-pablo-cardenas-web-cropped.jpg

Habría que ser muy cínico o incauto para pensar que los recientes escándalos de la política son una cuestión de hoy y no de las malas prácticas entronizadas en ella desde hace mucho tiempo. Numerosas opiniones, columnas de prensa y diversas advertencias han venido denunciando la falta de probidad de las cúpulas partidarias, de los parlamentarios y ediles, como de los funcionarios nombrados por los gobiernos de turno. Muchas veces con la complicidad o negligencia de los organismos fiscalizadores, en general reacios a controlar los despropósitos cometidos en los otros poderes del Estado, como en sus propias instituciones.

Distribuir contenido