Puntos de Vista

warning: Creating default object from empty value in /home1/navegooc/public_html/ler2o1o/modules/taxonomy/taxonomy.module on line 1364.

La jornada de trabajo. (por Manuel Ahumada Lillo)

PORTADA LIBRO (1).jpg

La discusión sobre la jornada de trabajo es de larga data. Mucho antes de la gesta de 1886 en Chicago, ya se discutía sobre este tema. Y se hacían propuestas.

“..En 1760 un filósofo francés, Helvecio, escribía: En la mayoría de los reinos no hay más que dos clases de ciudadanos, una a la que le falta lo necesario, otra que rebasa de bienes superfluos. La primera no puede proveer a sus necesidades más que por un trabajo excesivo. ¿Cómo hacer para devolverle la felicidad?.

Disminuir la riqueza de unos y aumentar la de los otros, Poner al pobre en condiciones tales que con un trabajo de siete u ocho horas pueda subvenir abundantemente a sus necesidades y a las de su familia.

Sobre nuestras tareas de comunistas (por Patricio Malatrassi A.)

logo pc.png

“Los comunistas no juegan a ser revolucionarios, no tienen que aparentar serlo. Llevan su identidad con humildad, con sencillez y valentía; y lo hacen a diario. Esta es mi militancia, me siento parte de la historia del PC.” Raúl Zurita
Un partido marxista, tiene como fundamento, obviamente una concepción del mundo marxista, es decir una filosofía: el materialismo dialéctico. Esta filosofía, concibe como única constantes históricas el movimiento y la transformación. De allí, es posible deducir que la resolución práctica de cada uno de los procesos de transformación de la realidad no afloran en forma similar en todos y cada uno de los momentos de la historia. La concepción del mundo de Lenin, o de Fidel eran marxistas, pero la resolución práctica de ambos, vista las cosas a la distancia, diferían, como difirió a la realizada por el Partido Comunista de Chile con el revolucionario triunfo de la Unidad Popular; sin embargo , existe una constante en todos los procesos involucrados: revolucionaron y transformaron la realidad a favor de la clase obrera.

El golpe de Estado más extraño de la historia ( por Sergio Rodriguez G)

sergior.jpg

Desde hace como seis meses mi esposa me venía insistiendo en la necesidad de comprar platos para el uso cotidiano en nuestra casa. La semana pasada, la situación hizo crisis, quedaban dos platos y ambos estaban cuarteados y rotos, el jueves al mediodía nos dimos a la tarea de resolver el problema. Cuando manejo, sobre todo cuando mi hijo va en el vehículo, no atiendo el celular, de manera que tras la necesaria incursión, regresé a mi casa, para encontrar una avalancha de correos y mensajes de texto, algunos de amigos sinceramente preocupados por nuestra integridad física y otros deseosos de saber cuál era la situación del país, tras el “golpe de Estado” que había ocurrido. Junto a ello, la solicitud de varios medios de comunicación del exterior, solicitando entrevistas para explicar “cómo estaba el país tras los hechos ocurridos”.

1 y 2 de abril de 1957: “Batalla de Santiago” en el Puerto Rojo (Iván Muñoz Rojas)


Foto:puntofinal.cl
“Batalla de Santiago” es el termino castrense usado por el general Horacio Gamboa Núñez,- jefe de la Guarnición de la capital-, al informar en cadena radial sobre los graves sucesos que conmocionaron al país el 1 y 2 de abril de 1957 comunicando que la situación había sido controlada con un saldo 23 víctimas fatales y 500 heridos, allanamientos, destrucción de bienes materiales, asalto a la Imprenta Horizonte, detenciones y relegaciones de dirigentes sociales. Se suscitó un intenso debate político y social aumentando la presión sobre el Gobierno derivando en el Congreso Nacional cambios institucionales como la aplicación de la cedula única electoral y la derogación de la llamada “Ley maldita “que proscribía al Partido Comunista.

El “derrumbe” del Frente Amplio.(por Hugo Murialdo)

Alberto-Mayol.jpeg

A propósito de la entrevista que el sociólogo Alberto Mayol “concediera” al diario digital El Mostrador, se han publicado, en este medio, tres columnas en las que se crítica fuertemente algunas respuestas del precandidato presidencial del Frente Amplio.

En lo que se refiere a su opinión de que Cuba es una dictadura, coincido plenamente con las excelentes descripciones que hacen los colegas Roberto Ávila y Ricardo Candia sobre la mayor de las Antillas, mismas que constituyen unas clases magistrales de historia y una clara réplica a tan simplista opinión.

La lucha de los trabajadores de la mina La Escondida ( por Julián Alcayaga O.)

escondida.jpg

Desde el comienzo, y aún antes, la huelga de los trabajadores de Minera Escondida contaba con el rechazo de los grandes medios de comunicación e incluso del gobierno, que sostienen que la huelga afectaría en un 1% el Imacec y el crecimiento económico en general. Tanto los medios de comunicación, como el gobierno y los gremios mineros, dejaban entender sibilinamente que la culpa de la huelga y sus consecuencias la tenían los trabajadores de La Escondida, con sus reivindicaciones desmedidas para el estado actual de la minería del cobre y de la economía del país.

Esta estrategia es tan descarada que, según lo reportado por diversos medios, Minera Escondida habría pretextado “fuerza mayor” por la interrupción de sus envíos, una cláusula contractual utilizada cuando un proveedor no puede cumplir con sus obligaciones debido a circunstancias que quedan fuera de su control.

Cómo operó la "máquina" de la CUT para evitar el voto universal (por Andrés Giordano Salazar)

cut1_816x544.jpg

Nos cambiaron el sistema ponderado del Congreso para impedir que el voto universal durante el 2017 fuera incorporado en el paquete de reformas al estatuto; se hizo votar a ciegas a todos los participantes, creyendo que aprobaban lo que habían discutido; ante la falta de quórum, apareció un estatuto distinto del que se conocía y que curiosamente rebajó los requisitos a mayoría simple; y el gran final, se nos entregó un texto a la medida de los operadores políticos de siempre –los del fraude electoral, los amigos del Gobierno–, donde el voto universal sigue siendo un ideal inalcanzable y las mismas dirigencias se perpetúan.
Nunca es fácil ser disidencia. Menos cuando se enfrenta a máquinas partidarias abocadas a impedir cambios que les priven del control de las organizaciones sociales. Lo ocurrido en el reciente XI Congreso de la CUT realizado los días 27 y 28 de enero es ejemplo de ello.

¿No necesitamos banderas?: Símbolos y patriotismo en medio de la tragedia. (por Nicolás Massai)

Incendio-y-bandera-2.png

La bandera nacional no solo está presente en los estadios de fútbol; tiene, como se ha visto por televisión, una fuerte presencia en los lugares de catástrofe. Ante esta situación cabe hacerse cuestionamientos sobre qué cosas representó y representa aquel pedazo de género.

El terreno está calcinado; los árboles yacen negros de tanto fuego y las ramas que cuelgan de los troncos permanecen tiesas. Es la rigidez del carbón. Varios voluntarios trabajan arrancando el pastizal pegado a la tierra. Todo esto es grabado por una cámara del canal MEGA, con Amaro Gómez-Pablos a la cabeza del despacho en vivo. “Con esta postal queremos despedirlos, porque aquí no se va a entonar un cehacheí: aquí se va a entonar la canción nacional”, dice el periodista, y los voluntarios dejan de lado las palas y rastrillos y comienzan a cantar el himno nacional a capela, sin la música que compuso el español Ramón Carnicer.

Atrapados y sin salida. (por José Vicente Rangel)

jose-vicente-rangel10.jpg

1 La alta dirección de la oposición está pagando, con creces, las consecuencias de sus desacertadas políticas. Esta visto que no aprende las lecciones de pasados errores. Con una terquedad sorprendente reincide a cada momento. Solo en relación con la etapa en que Maduro ejerce la presidencia -no vale la pena mencionar su comportamiento durante los dos gobiernos de Chávez, bien conocido por el país- no ha pasado una oportunidad en que no haya incurrido en acciones que revierten negativamente en su contra. Desde el instante en que Maduro ingresó a Miraflores, el objetivo que se trazó la MUD fue derrocarlo. Incluso, en un episodio en que la oposición alcanzó un importante éxito, como fue la victoria en las elecciones parlamentarias del 6 de diciembre de 2015, repitió la línea subversiva cuando pretendió utilizar a la Asamblea Nacional como instrumento para acorralar al Jefe del Estado y provocar su caída.

Constantino en la Roma americana. (por Atilio A. Boron)

trump.jpg

Entre el 7 y 8 de julio próximos tendrá lugar en Hamburgo una nueva cumbre de jefes y jefas de estado y del G-20, entre los cuales se encuentra la Argentina. El cónclave será presidido por Angela Merkel, y muchos participantes seguramente recordarán que en numerosas cumbres previas Cristina Fernández de Kirchner advertía sobre el rumbo equivocado de la economía mundial, los estragos del neoliberalismo, las trampas del libre cambio y los malhadados tratados de libre comercio.

Distribuir contenido