Luis Britto García detallla el rol de los medios de comunicación en el actual conflicto en Venezuela

luis britto.JPG

Credito: Reuters/Carlos García Rawlings

Por Qué los Medios le Dan Pase Libre a los Neofascistas de Venezuela
Roberto Lovato entrevistó al intelectual peso pesado

9 de abril de 2014,-El novelista, ensayista, historiador y dramaturgo Luis Britto García es un titán de la literatura y el pensamiento latinoamericano y, aunque él no es ni de cerca conocido de este lado de la frontera entre “América” el país y América el continente. Muchos consideran a este autor ganador de premios el escritor e intelectual más importante en Venezuela. Además de sus novelas y muchos otros libros sobre idioma, cultura y política, Britto ha escrito extensamente sobre el rol de los medios en la política venezolana. El mes pasado, el colaborador deTheNation Roberto Lovato se reunió con Britto García, 73, en su hogar en Caracas para conversar acerca del rol de los medios de comunicación en el actual conflicto.
Roberto Lovato: Ud. ha escrito mucho sobre los medios y política en Venezuela. ¿Cómo se están comportando los medios de comunicación en el actual conflicto?
Luis Britto García: La situación actual en Venezuela tiene un contexto histórico que debe ser entendido. Durante el intento de golpe previo, en 2002, las cadenas televisivas en particular jugaron un rol determinante en lo que llegó a ser un golpe mediático. Los medios se convirtieron a sí mismos en actores políticos, algo que he documentado en mi libro Dictadura Mediática [2012]. Sólo consideren, por ejemplo, como el decreto Carmona- con el cual los líderes del golpe esencialmente disolvieron la Constitución- fue firmado por representantes de los principales medios. Estos mismos medios también editaron las imágenes, historias y hechos que no se adecuaban a su narrativa. Durante el golpe, los equipos televisivos incluso llegaban antes de que los actos represivos fueran llevados a cabo por los líderes del golpe.
¿Y en qué se parecen o diferencian las cosas hoy?
En este intento de golpe, las cadenas televisivas han adoptado un tono diferente, pero la radio, las redes sociales y la prensa internacional están jugando un rol destacado, usando imágenes de represión en Egipto, Siria, Estados Unidos y otros países para pintar una supuesta represión en Venezuela. Observe, por ejemplo, como unos pocos cientos de estudiantes violentos vienen a simbolizar a los “estudiantes”, la “juventud” y al “país”.
¿Está diciendo que las imágenes de la juventud tira-piedra, quema-caucho son incorrectas o falsas?
No. Estoy diciendo que somos un país de 29 millones de habitantes. Estoy diciendo que en Venezuela, nueve millones y medio de venezolanos están estudiando. De éstos, más de 2,5 millones están en educación universitaria. ¿Qué significa eso? Que casi uno de cada diez venezolanos está en educación universitaria. La abrumante mayoría de ellos está en instituciones perpetuamente gratis. Esta imagen completa que los medios tratan de transmitir de una “rebelión estudiantil”, la cual [el encarcelado líder opositor] Leopoldo López trata de proyectar- la imagen de que toda la juventud está en contra del gobierno, contra [el presidente Nicolás] Maduro, contra el Bolivarianismo- es absolutamente falsa. Sí, claramente hay jóvenes que están en contra del gobierno, por varias razones. Somos un país libre y la gente puede pensar como guste. Pero es sólo una fracción, una pequeña minoría de la población estudiantil entera- algo que los medios internacionales no están reportando.
¿Y qué más ve que está siendo omitido de la historia actual de Venezuela por los medios?
Hay una importante división en la derecha que tampoco está siendo reportada. Para empezar, ellos han perdido dieciocho de las últimas diecinueve grandes elecciones- y las han protestados todas, excepto el único referendo que ganaron. Es importante también resaltar que López está siendo proyectado como el más reciente de una larga línea de mesías de la derecha, aunque él ni siquiera agrupe la vasta mayoría de [los votantes] la derecha. La derecha apoyo a [el ex candidato a la presidencia Henrique] Capriles Radonski en tres elecciones y las perdió todas. En las elecciones internas de la derecha, López terminó en tercer lugar; creo que obtuvo algo así como 2 por ciento de los votos elegibles. Así que, como te dije, la derecha en Venezuela está muy dividida. Juega con un mesías que los va llevar a paraíso instantáneo y si no lo hace, se desilusionan, se desencantan con él, lo cual es precisamente lo que pasará con López, quien tiene una fuerte ruptura con Capriles. López y su aliada, María corina Machado, otra extremista de derecha, han escogido la opción desesperada de violencia en la calle. Capriles, mientras tanto, ha prevenido sobre “generar falsas expectativas de cambio a través de las acciones de calle”.
¿Cómo es que López y Capriles toman el protagonismo?
Hubo un colapso entre los partidos tradicionales. De este vacío vino la idea de fundar otro partido de derecha. Estudien el ascenso de Capriles, López y sus partidos de derecha y verán lo rara que es la política en Venezuela.
¿Qué quiere decir?
Antes de convertirse en líderes de la derecha, López y Capriles pasaron parte de su juventud en un casi cómico grupo llamado “Tradición, Familia y Propiedad”. Era un grupo fanático fascista, algo entre una organización religiosa y política. Ellos solían parase en las esquinas de las calles de los vecindarios urbanos con grandes capas rojas al estilo Superman, boinas y cosas como esas. Era este ultra-súper-reaccionario grupo de derecha. ¡Sí, de capa roja, como Superman! De allí, se convirtieron el derechista partido Primero Justicia, que surgió de un programa de televisión empezado por un abogado llamado Julio Borges [ahora líder de Primero Justicia].
¿Un programa de televisión? ¿Ud. quiere decir que Primero Justicia, uno de los partidos más importantes de la derecha y un partido que los cables de WikiLeaks nos revelan que fue parcialmente financiado por más de una década por los Estados Unidos a través de la National Endowment for Democracy (NED), en realidad comenzó gracias a un show de TV?
Sí. De la nada, de repente Borges tiene un programa de televisión llamado Justicia para Todos. Era un show en el cual él hacía el rol de juez de paz y los demandantes eran traídos ante él. Éstos eran con frecuencia vecinos demandándose los unos a los otros y el trataba de ofrecerles una suerte de mediación carismática de las disputas. [En el programa ellos] Tenían litigantes que pasaban por un angosto corredor para que así pudieran correr hacia los otros, llegando hasta peleas y golpeándose unos a otros.
Suena como a los shows de cortes en los Estados Unidos.
Sí, es copiado de los reality shows en los estados Unidos. Lo curioso, sin embargo, es que este programa fue convertido en partido político bajo el liderazgo de Julio Borges. De Justicia para Todos, Borges y sus aliados crearon Primero Justicia. La derecha necesitaba algo como un ala política derechista, porque los partidos social demócratas (AD) y social cristianos que han dominado tradicionalmente la política en Venezuela estaban tan desacreditados que ya no constituían ninguna fuerza. Este partido fue desarrollado por un lado por Capriles y por el otro por López. Así que los medios también tienen un rol ayudando a crear los actuales líderes y divisiones en la derecha.
¿Está diciendo que las tácticas y estrategias de la derecha tienen un elemento de teatro político y mediático?
De alguna forma. Observen las violentas acciones como la tranca y retención de la gente clase media como prisioneros en sus propias urbanizaciones con barricadas llamadas guarimbas. Nunca lo he podido entender. Esta “estrategia” fue “inventada” por un cubano-venezolano llamado Robert Alonso, hermano de una actriz de Hollywood, María Conchita Alonso, quien hizo una película con Schwarzenegger. El Sr. Alonso inventó la guarimba como una manera para la minoría descontenta ganar la atención mediática, pero también inmovilizar a la derecha, una verdadera maravilla política. Los guarimberos se están distanciando a sí mismos de las propias personas que pudieran apoyar a la derecha. Ud. puede escuchar las quejas, pero no en los reportes de noticias. ¿Así que en qué están pensando, bloqueando y quemando sus propios vecindarios?
¿Qué cree Ud. que pasará?
Nosotros ya hemos visto bastante de esto antes. Estrategias como las guarimbas, pero, miradas desde el interior del país, es una acción política ridícula. Demente. Ellos intentaron esto antes, en 2004, y falló. Ellos han tenido mesías políticos como Leopoldo López, la mayoría de los cuales han sido olvidados. Ustedes vieron el futuro en las recientes celebraciones de Carnaval. La derecha llamó a un boicot del Carnaval. Los pobres rechazaron su llamado y llenaron las playas y las calles con sus celebraciones. Una vez más, los medios internacionales no tomaron nota. El novelista colombiano William Ospina dice que en el mundo entero, los ricos celebran y los pobres protestan. Sólo en Venezuela los pobres sí celebran y los ricos protestan.
Traducción: Leonardo Melero
Fuente:www.americabolivariana.org

Comparte este artículo: | Más