Demagogia y represión

La creación de la FOCH dio nuevo impulso a la lucha reivindicativa de los trabajadores chilenos.

En 1920 se inicia una campaña presidencial, que debe culminar el 25 de junio de ese año. En ella la pequeña burguesía, las capas medias de la población, juegan un papel protagónico por primera vez en la historia del país. Se une al sector más progresista de la burguesía y constituyen la Alianza Liberal, que levanta la candidatura de Arturo Alessandri Palma, para oponerlo al abanderado de la Unión Nacional de la vieja oligarquía, Luis Barros Borgoño.

Arturo Alessandri lleva adelante una campaña demagógica. Usa un lenguaje populachero, toma los problemas más sentidos de los trabajadores, logrando ganar a amplios sectores obreros.

El PC, faltando unos veinte días para las elecciones, levanta la candidatura de Luis E. Recabarren, preso en esos momentos en la cárcel de Tocopilla.

El 25 de junio vence Alessandri. Recabarren logra el 0,4 % de los electores. Sólo en cinco lugares de la pampa salitrera hay votos para él.

El gobierno de la oligarquía, encabezado por José Luis Sanfuentes, intenta impedir que asuma Alessadri. Monta una maniobra, haciendo creer que existe peligro en el norte por las amenazas -irreales- de guerra por parte de Perú y Bolivia. Es la llamada “Guerra de don Ladislao”. También asalta el local de la Federación de Estudiantes, FECH, en Santiago.

En Punta Arenas, en la madrugada del 27 de Julio, policías, militares y civiles reaccionarios atacan e incendian la sede de la FOCH, asesinando a 12 de los 30 obreros que cuidaban su local esa noche. Después detienen, torturan y fondean en el mar a varios fochistas más.

El 23 de diciembre asume Arturo Alessandri Palma la presidencia de la República. Pronto se destruyen las ilusiones que había creado el demagogo en cientos de miles de obreros. El 3 de febrero de 1921 se perpetra una masacre en la Oficina Salitrera San Gregorio. Son asesinados 500 trabajadores.

No es la única de su primer gobierno. En abril, la policía dispara contra los mineros del Carbón de Curanilahue, cayendo varios de ellos muertos por las balas. En julio, los huelguistas de la Compañía de Tabaco y de la Fundición Nacional son baleados; el saldo es un muerto y 60 heridos.

En noviembre, tiene lugar la masacre del Zanjón de la Aguada, donde es asesinado el trabajador comunista Luis Reveco y quedan varios heridos.


Fuente:
Fragmento de Libro “Historia de la Asociación de Pensionados de Chile”
Autor: Iván Ljubetic Vargas, 1995.

Comparte este artículo: | Más